9 feb. 2014

Macarrones con salsa de tomate y carne


Pasta tradicional, cocinada con una salsa de tomate y carne riquísima muy fácil de preparar, gustara  a grandes y más a los pequeños.


  • Ingredientes 4 personas:

  • Carne picada: - 400 gr. Puede ser de vacuno, cerdo, ave, o mezclada
  • Macarrones: - 400 gr. Macarrones con huevo, sin huevo (Al gusto de cada uno)
  • Agua: - 2 Litros (Para hervir la pasta)
  • Sal: - 1 Cucharada sopera (Se la pondremos cuando empiece a hervir el agua)
  • Tomate natural triturado: - 400 gr.
  • Tomate frito: - 400 gr. Puede ser casero o la marca que más os guste
  • Cebolla – 1 Grande o mediana (Troceada fina o picada)
  • Albahaca: - 1 Cucharita de café (Si puede ser fresca mejor)
  • Orégano: - 1 Cucharita de café (Si puede ser fresco mejor)
  • Aceite de oliva: - 3 Cucharadas soperas
  • Azúcar – 1 cucharita de café (Para el tomate natural)
  • Una pizca de sal y pimienta molida
  • Lonchas de mozzarella para gratinar los macarrones (Al gusto)



Preparación:

En una sartén amplia con el aceite caliente pochamos la cebolla picada añadiéndole un poco de sal, a continuación la carne picada a la que salpimentaremos, cuando este bien sellada y doradita le pondremos el tomate natural triturado,  removemos y le añadimos la albahaca y el orégano, removemos, le ponemos una cucharita de azúcar y sal, Tapamos la sartén y a fuego medio cocinamos durante 20 minutos. (A cinco minutos del final le ponemos el tomate frito y removeremos). Cuando tapemos la sartén para cocinar el tomate pondremos en un recipiente adecuado el agua para hervir los macarrones, cuando empiece a hervir le añadimos la sal y los macarrones, removemos al principio para que no se peguen al fondo del recipiente y entre ellos, (Los cocemos siguiendo los tiempos que recomiende el fabricante). Transcurrido el tiempo escurrimos y sin enfriar se  añaden a la sartén de la salsa de tomate y carne, removemos durante un par de minutos que se  impregnen bien los macarrones con la salsa y la carne; Emplatamos, le ponemos una pizca de albahaca, si puede ser fresca mejor y gratinamos plato por plato con el queso  (Opcional esto del queso), listo para comer, Los macarrones sin el queso se pueden congelar  un par de semanas.
Probadlos os van a encantar.



No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada